Los términos «tensión por calor» y «fatiga por calor» son términos distintos para poder entender los desórdenes relacionados con el calor y entender los elementos básicos para controlar la tensión por calor.

Tensión por calor vs. fatiga por calor

Tensión por calor es una combinación de factores relacionados con el calor, que afectan el cuerpo.

Factores externos:

• Temperatura del aire ambiental.

• Temperatura proveniente de otras fuentes.

• Velocidad del aire.

• Humedad relativa.

Factores internos:

• Calor metabólico producido por el cuerpo.

• Temperatura central del cuerpo.

• Ritmo de respiración.

• Aclimatación.

Desórdenes por el calor:

• Sarpullido por calor: caracterizado por puntos abultados en la piel.

• Calambres por calor: espasmos musculares, causados porque se reemplaza el agua, pero no la sal.

• Agotamiento por calor: piel viscosa y húmeda; sudoración.

• Ataque por calor: problema de salud serio; alta temperatura central en el cuerpo, piel roja o seca, confusión mental.

Control de la tensión por calor:

• Reduzca la carga de calor sobre el cuerpo mecanizando oficios, compartiendo el trabajo con otros y aumentando el tiempo de descanso.

• Reduzca la carga de calor por irradiación aumentando la distancia de la fuente de calor, aislando la fuente o reflejando el calor.

• Cuando la temperatura del área de trabajo sea de 95°F (35°C) o más, intente disminuir la temperatura del aire, disminuir la velocidad del aire y usar ropa que lo proteja.

• Cuando la temperatura del área de trabajo esté por debajo de 95°F (35°C), intente aumentar la temperatura del aire, incrementar la velocidad del aire y usar menos ropa.

• Aumente la pérdida de calor por evaporación (vía sudoración), incrementando la velocidad del aire y reduciendo la humedad.

• Reduzca cada período de exposición; descanse con frecuencia.

• Utilice un área de descanso con aire acondicionado, con una velocidad de aire bien ajustada.

• Permita que los trabajadores autocontrolen la exposición, basados en signos y síntomas (pero sea cuidadoso).

• Consuma una buena cantidad de agua fría; reemplace los electrolitos según las recomendaciones del personal médico.

• Use ropas que permitan un enfriamiento máximo con sudor mínimo (la ropa holgada es aconsejable).

• Bajo condiciones extremas, puede necesitarse ropa protectora enfriada.

• Eduque a los trabajadores que están expuestos a condiciones de mucho calor.

 

Hay muchos factores que influyen sobre las consecuencias de trabajar bajo condiciones de calor. Una planeación apropiada y la implementación de ciertas medidas de control pueden hacer que el trabajo en estas condiciones sea mucho más tolerable, desde el punto de vista de la salud.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *