En la actualidad es mayor el tiempo que pasamos observando dispositivos electrónicos, esto puede provocar algunos síntomas molestos como la visión borrosa, ojos secos y fatiga visual.

Te compartimos algunos consejos para evitar el cansancio ocular provocado por la exposición prolongada a pantallas digitales.

La regla 20 – 20 -20

Esta técnica consiste en fijar la mirada en algún objeto que se encuentre a unos seis metros de distancia aproximadamente durante 20 segundos, se debe realizar esto cada 20 minutos.

Esta técnica ayudará a relajar los músculos dentro de los ojos encargados de mantener fija la mirada en una dirección. Si se te complica recordar que debes descansar la mirada cada 20 minutos te recomendamos activar una alarma en tu celular que se repita durante esta periodicidad ayudándote a recordar. Si no cuenta con alguna aplicación de temporización en tu dispositivo te recomendamos “Repeat Alarm” o Interval timer”.

Ubicación e iluminación.

Las luces artificiales pueden ser un problema, sobre todo si son luces muy intensas que provocan destellos o zumbidos. También el reflejo de las luces sobre las pantallas o monitores pueden cansar la visión.

Coloca siempre las pantallas evitando los destellos o reflejos del techo o ventanas además, la pantalla debe estar a 10 o 12 centímetros debajo del nivel de los ojos (tomando en cuenta como punto de partida el centro de la pantalla) y entre 50 a 70 cm de distancia.

Adapta la letra y el color

Modifica según tus necesidades el tamaño de la letra en tus dispositivos, así como el color de fondo. A pesar de que nuestros dispositivos vienen con una configuración predeterminada, estos aspectos se pueden adaptar a nuestras necesidades.

Ajustar el brillo también es otra forma de evitar la fatiga visual.

Utiliza lagrimas artificiales

Estas gotas se utilizan para lubricar y humedecer la capa exterior de los ojos.

Su uso no debe ser regular, únicamente cuando se presente alguna sintomatología por ejemplo, picor en los ojos, visión borrosa, disminución de la visión, sequedad ocular, fatiga ocular u ojos rojos.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *